Identificación

Certificado de Cuotas de 2022

Colegiados de Honor 2023

    Aula Virtual

 Red Gaditana de      Cooperación

Jornadas académicas por el 250 aniversario del Hospital de San José

El académico Francisco Glicerio pronunció una conferencia sobre el obispo Tomás del Valle.

La actividad se desarrolló en el Palacio de Congresos de San Fernando y contó con la colaboración del Colegio de Enfermería de Cádiz

La Real Academia de San Romualdo de Ciencias, Letras y Artes, en colaboración con el Vicerrectorado de Responsabilidad Social, Extensión Cultural y Servicios, la Escuela de San José y la Hermandad de los Desamparados conmemoraron el pasado 23, 24 y 25 de marzo el 250 aniversario del Hospital de San José con la celebración de unas jornadas compuestas por cuatro conferencias en las que se trataron aspectos sociales, políticos, demográficos y arquitectónicos relacionados con el centro sanitario.

Las jornadas, que se desarrollaron en el Centro de Congresos Cortes de la Real Isla de León, comenzaron con la presentación de las mismas, a cargo del presidente de la Academia, José Enrique de Benito Dorronsoro, después de que académicos y presentes guardaran un minuto de silencio en recuerdo del astrónomo y académico, Luis Quijano Sánchez.

La primera de las conferencias fue pronunciada por el doctor Juan Manuel García-Cubillana de la Cruz, quien habló sobre el Hospital de la Caridad de San José y su contribución a la sanidad isleña desde su creación en 1767 hasta que dejó de prestar funciones como tal, en 1956. García-Cubillana es el autor del libro que sirve como referencia del estudio del Hospital de San José e hizo un recorrido por los motivos de su construcción a pesar de que ya había centros sanitarios militares en la ciudad.

García-Cubillana explicó que las personas con escasos recursos o que no eran portadoras de armas quedaban al amparo de esta casa que más que hospital era de hospedaje para quienes sufrían algún tipo de enfermedad o de debilidad. El aumento de la población, con el traslado de la Armada a San Fernando, hizo que la necesidad obligara a llenarlo de contenido y atender todo tipo de patologías, además de que las muchas epidemias que sufrió la ciudad obligó a su utilización por toda la población sin distinción.

A continuación, fue el académico Francisco Glicerio Conde Mora, profesor del Centro Universitario de Enfermería “Salus Infirmorum”, quien se encargó de dar a conocer la figura de Fray Tomás del Valle, Obispo de Cádiz entre 1731 y 1776, fundador de ese hospital y de varios más en la sede. El profesor Conde Mora, que ha buceado en los archivos secretos del Vaticano durante dos años, aportó material valioso sobre los hospitales en la provincia y sobre el papel de la Iglesia en esta tarea.

La segunda de las jornadas, el viernes, contó con dos conferencias; la primera, a cargo del doctor Juan Torrejón Chaves, profesor honorario de la UCA, quien habló de la evolución demográfica de La Isla en el siglo XVIII y dio a conocer las distintas formas de contar a la población hasta el primer padrón estadístico moderno. En este sentido, Torrejón indicó que España fue la primera nación en el mundo en tener un censo moderno, ya en el siglo XVIII, ateniéndose a reglas estadísticas que luego fueron extrapoladas a otros países.

Finalmente, el arquitecto y académico José María Cano Valero habló sobre los hospitales en el siglo XVIII y su influencia en el proyecto del Hospital de San José.

Cano Valero dio a conocer proyectos de otros grandes hospitales españoles -algunos tan grandes que no llegaban a acabarse porque no había dinero- “algo muy propio de los españoles” y sobre todo de la idea de Torcuato Cayón, el verdadero arquitecto de la ciudad de San Fernando, de conjuntar los distintos núcleos de población en los que se dividía La Isla.

Las jornadas contaron además con una visita guiada al Hospital de San José en la mañana del sábado, donde se recorrieron las diferentes dependencias que fueron utilizadas a lo largo de casi dos siglos como hospital. En el transcurso de la visita, se pudo ver un documental sobre el centro y una representación teatral de los alumnos de la Escuela San José, donde se recrearon escenas propias de la época, no exentas de tragedias por cuanto San Fernando sufrió muchas epidemias llegadas en los barcos que arribaban a Cádiz y a La Isla.

Las actividades terminaron en el salón de actos de la Escuela San José, destacando la participaron del Comandante Enfermero Laureano Cano y del enfermero Antonio Mateo Sidrón, y la colaboración del Excmo. Colegio de Enfermería de Cádiz.