Identificación

Usted no ha entrado en

Certificado de Cuotas de 2018

    Aula Virtual

 Red Gaditana de      Cooperación

SATSE denuncia que el Gerente del SAS induce a la Enfermería a incumplir la Ley que regula la prescripción

sign prohibiting the use of drugs, no drug addictsEl Sindicato de Enfermería lamenta la indefensión con la que la Administración sanitaria andaluza deja a sus profesionales de Enfermería y la falta de respaldo jurídico a su actuación.

El Sindicato de Enfermería (SATSE) de Andalucía ha denunciado la publicación por parte del Director Gerente del Servicio Andaluz de Salud (SAS), José Manuel Aranda, de un comunicado en el que induce a los profesionales de Enfermería al incumplimiento de la ley en materia de prescripción enfermera. Para SATSE, tanto la fórmula de comunicado empleado como el contenido del mismo en referencia a la aplicación del Real Decreto que regula la prescripción enfermera deja a los profesionales de Enfermería andaluces en una grave situación de indefensión, poniendo en riesgo la asistencia que ofrecen a los ciudadanos. En concreto, el Sindicato de Enfermería se refiere al comunicado publicado por Aranda sobre el RD 954/2015, de 23 de octubre, por el que se regula la indicación, uso y autorización de dispensación de medicamentos y productos sanitarios de uso humano por parte de las enfermeras y enfermeros, en el que defiende que la normativa autonómica en esta materia sigue plenamente vigente y por tanto, “las enfermeras y enfermeros del Sistema Sanitario Público de Andalucía, pueden seguir realizando sus actuaciones específicas en el ámbito de la prestación farmacéutica de acuerdo con el Decreto autonómico”.

Sin embargo, SATSE, recalca que, lamentablemente, la norma andaluza ha quedado anulada por el carácter de normativa básica del RD estatal, circunstancia que interesadamente obvia el gerente del SAS trasladando la responsabilidad de incumplirla ley a los propios profesionales, hecho de extrema gravedad y que puede generar graves problemas a los involucrados, además de demostrar una absoluta falta de respeto a la profesión enfermera, ninguneando su criterio profesional respecto a la aplicación de una norma básica estatal. En este sentido, el Sindicato de Enfermería se pregunta si Aranda para dirigirse a sus compañeros de profesión les trasladaría un simple comunicado general sin destinatario concreto.

El Sindicato de Enfermería quiere dejar claro, como ya ha hecho en múltiples ocasiones, su rotundo rechazo al contenido del Real Decreto 954/2015 y las consecuencias que su retrógrada redacción tienen para el buen funcionamiento de los servicios sanitarios y para la seguridad de los profesionales. Sin embargo, al tratarse de una norma estatal, no existe forma alguna de evitar su aplicación, que los profesionales sanitarios están obligados a acatar y cumplir en toda su extensión. Dichas consecuencias son, por ejemplo, que para que los enfermeros puedan indicar, usar o autorizar la dispensación de cualquier medicamento (sujetos y no sujetos a prescripción médica) o producto sanitario, deberán contar con la correspondiente acreditación del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad (MSSSI). Mientras ésta no exista, los enfermeros están obligados a ejercer su actividad en el ámbito exclusivo de la administración de medicamentos y productos sanitarios, previa prescripción del médico efectuada por escrito en la historia clínica del paciente.

Comunicar al resto de profesiones implicadas

La Gerencia del SAS, subraya SATSE, desdeña en su comunicado estas formalidades, pero un documento que en ningún caso otorga cobertura legal a los profesionales ya que sólo expresa una opinión personal y no una orden, resolución o instrucción formal al respecto. Tal fórmula utilizada es sibilina, medrosa e impropia de un órgano de dirección, apostilla el Sindicato de Enfermería, genera más incertidumbre y supone por su parte una verdadera dejación de funciones que perjudica seriamente a la institución a la que representa y a los propios ciudadanos.

De igual forma y en cumplimiento de la norma estatal, SATSE reclama del Gerente del SAS que de cumplida información personalizada de la vigencia del RD en todos sus términos también a otros profesionales del equipo multidisciplinar para que sean conocedores de sus responsabilidades individuales respecto del diagnóstico, la prescripción, la elección del protocolo o guía de práctica clínica y asistencial a seguir validado conforme el RD. SATSE, recuerda que dichas actuaciones, según la norma estatal, deberán ser objeto de seguimiento por el profesional prescriptor a los efectos de su adecuación al protocolo, así como de la seguridad del proceso y la efectividad conseguida por el tratamiento, circunstancias y condicionantes que el sindicato entiende son trascendentales para el cumplimiento del RD.

Impugnar el Real Decreto

Por último, el Sindicato de Enfermería reclama al SAS y a la propia Consejería de Salud que deje de demorar la impugnación del Real Decreto de prescripción enfermera y de pedir la suspensión cautelar de la aplicación del art 3.2, tal y como ya ha hecho el propio sindicato ante el Tribunal Supremo y varias comunidades autónomas, pues es la única fórmula para paralizar su aplicación efectiva y el retroceso que implica para el desarrollo profesional de la Enfermería. Por su parte, el Sindicato de Enfermería está organizando jornadas de responsabilidad civil en los centros sanitarios para que los profesionales enfermeros conozcan las consecuencias del Real Decreto en lo que respecta a su seguridad jurídica y actuación profesional. Puedes asesorarte sobre este tema en tu sección sindical o Secretaría Provincial del Sindicato de Enfermería.